Translate

Buscar en este blog

martes, 25 de octubre de 2016

Trabajar en República Dominicana



Trabajar en República Dominicana

1. Permisos de trabajo y residencia: requisitos y trámites

 

 

Los nacionales españoles que deseen residir en República Dominicana deben presentar ante la Dirección General de Migración los siguientes documentos a los fines de obtener su residencia provisional:

 

 

  1. Acta de nacimiento o Libro de familia (original o copia) debidamente legalizado por el Consulado Dominicano de España o el Consulado Español de la República Dominicana. En caso de que el país de origen no sea España, traer una Certificación de Naturalización debidamente legalizado.

  2. (Si está casado), Acta de Matrimonio (original o copia) debidamente legalizada por el Consulado Dominicano en España o el consulado Español de la República Dominicana. También se requiere una copia de la misma.

  3. Carta de garantía firmada por una persona física o jurídica dominicana o residente legal dominicano que se responsabilice respecto de las condiciones morales y económicas y de los gastos de manutención y repatriación. La carta debe estar debidamente notariada por un Notario Público Dominicano y legalizada en la Procuraduría General de la República. También se requieren tres copias de la misma.

  4. Cuatro copias de la Cédula de Identidad y Electoral o del carnet de residencia permanente dominicana vigente del garante.

  5. Si trabaja, carta de designación de la empresa donde trabaja. En ella constarán todos los datos personales del solicitante.

  6. Si es mayor de edad, certificado de buena conducta de la Policía Nacional de la provincia donde resida, más tres copias del mismo. Estos documentos tienen una validez de treinta (30) días.

  7. Formulario de solicitud de residencia, debidamente lleno a máquina o letra molde legible. Y tres copias del mismo por ambos lados.

  8. Recibo de pago de los exámenes médicos expedido por el Departamento Médico de la Dirección General de Migración. Este tiene validez por un (1) año. El costo es de RD$ 1.200 a partir de 16 años en adelante y de RD$ 900 para menores de 16 años.

  9. Los mayores de edad deberán presentar seis fotografías: cuatro de frente y dos de perfil. Los menores de edad presentarán cuatro fotografías: dos de frente y dos de perfil.

  10. Cuatro copias de la última hoja y de la última estampa de entrada del pasaporte.

  11. Para los adultos el costo del depósito de documentos es de RD$ 500, mientras que los adultos pagarán por los sellos de impuestos internos la cantidad de RD$ 280 y los menores RD$ 100,80. El costo de retiro de residencia es de RD$ 2.000.

 

2. Normativa legal sobre trabajo de extranjeros

 

 

Las leyes laborales dominicanas son de carácter territorial. Cualquier extranjero que trabaje en República Dominicana está sujeto al régimen establecido en el Código de Trabajo (Principio IV del Código de Trabajo). El artículo 135 del Código de Trabajo establece que deben ser dominicanos al menos el 80% de los trabajadores de una empresa establecida en el territorio. El artículo 136 dispone que los salarios percibidos por los trabajadores dominicanos deben suponer al menos el 80% del total de la nómina empresarial. La Ley permite excepciones a los referidos porcentajes; en particular para los empleos de carácter técnico o con responsabilidad gerencial.

 

 

 

 

3. Normativa legal sobre inversores extranjeros y trabajo de autónomos

 

Régimen tributario:

 

La ley de inversiones extranjeras estipula igualdad de derechos y obligaciones en materia fiscal entre inversor extranjero y nacional. No se ofrece régimen de incentivos salvo en unos pocos casos y zonas que se regulan de forma específica.

 

 

Los pagos al exterior de rentas de fuente dominicana por parte de personas jurídicas domiciliadas en el país a personas no residentes o no domiciliadas en él 27% vienen sujetos desde 2015 a retención con carácter de pago único y definitivo del impuesto, del 27% de tales rentas (Art.305 y Art. 297 del Código Tributario modificado por la Ley 253-12). Sin embargo, si los pagos corresponden a intereses de préstamos contratados con instituciones de crédito extranjeras la retención es el 10% (Art.306 ídem).

 

 

Definición de base imponible:

 

 

El régimen tributario dominicano es, en principio, territorial. Todos los ingresos de fuente dominicana están sujetos a tributo, con independencia de si es dominicana o extranjera la persona o entidad que los genera.

 

Los ingresos obtenidos en el extranjero no están sujetos a impuestos dominicanos, salvo el caso de las rentas de inversiones y ganancias financieras de personas domiciliadas o residentes en la República Dominicana. Los nacionales o extranjeros que pasen a residir en la República Dominicana sólo estarán sujetos al impuesto sobre sus rentas de fuente extranjera, a partir del tercer año o período gravable a contar desde aquél en que se constituyeron en residentes (Arts. 269 a 271 del Código Tributario).

 

Para fines tributarios, se consideran como residentes en la República Dominicana todas las personas que durante el ejercicio fiscal permanezcan en el país más de 182 días, sea en forma continua o discontinua.

 

 

Presentación de declaración:

 

 

Toda sociedad constituida en el país o en el extranjero, cualquiera que sea su denominación y forma en que esté constituida, domiciliada en el país, que obtenga rentas de fuente dominicana y/o rentas del exterior provenientes de inversiones y ganancias financieras, está obligada a presentar ante la Administración dentro de los 120 días posteriores a la fecha de cierre del ejercicio (Art.111 del Reglamento #139-98) una declaración de la renta neta obtenida. Las personas jurídicas que por la naturaleza de sus actividades prefieran establecer el cierre de su ejercicio fiscal en una fecha distinta al 31 de diciembre, podrán elegir entre las siguientes fechas de cierre: 31 de marzo, 30 de junio y 30 de septiembre. Una vez elegida una fecha de cierre no podrá ser cambiada sin la autorización expresa de la Administración (Art.300 del Reglamento #139-98).

 

 

Régimen inversión española:

 

 

En lo referente a la relación con España en materia de inversiones directas, procede consignar el Acuerdo de Protección y Promoción de Inversiones (APPRI), que está en vigor desde 1996. En 2014 éste quedó complementado con un Convenio para Evitación la Doble Imposición. Se trata del segundo convenio de este género firmado por República Dominicana que ofrece beneficios a los agentes económicos, incluidas retenciones reducidas del impuesto de sociedades en ciertos casos y situaciones. La DG de Impuestos Internos es la encargada de autorizar las exenciones y ventajas en cada ocasión.

 

Con la ratificación del Acuerdo de Asociación Económica (EPA) firmado entre la UE y CARIFORUM el 15 de octubre 2008, los operadores españoles pasaron a disponer igualmente de un marco de relación comercial y de inversiones que también conviene conocer a la hora de sopesar una posible implantación ya que no se limita a ventajas arancelarias sino que contempla disposiciones relativas a Servicios e inversión extranjera también. Resulta de especial interés para posibles inversiones de tipo fabril que impliquen comercio ulterior, porque ofrece ventajas con respecto al régimen comercial aplicable a países no comunitarios.

 

Además del Acuerdo APPRI de 1996 y del Convenio para Evitación de la Doble Imposición, ambos países disponen de un acuerdo para cooperar sobre oportunidades de inversión, firmado entre COFIDES y la Cámara Oficial Española de Comercio en R.D., y de otro firmado entre el Ministerio de Industria y Comercio dominicano con la Cámara de España en 2015.

 

A título adicional cabe mencionar aquí el marco lógico de Cooperación de la AECID, que ha canalizado abundantes donaciones españolas y las aportaciones del Fondo Español del Agua confiado al B.I.D. que ha conllevado el establecimiento en el país de algunas firmas españolas. En el pasado se firmaron varios protocolos de financiación concesional dotados con recursos del FAD, alguno de cuyos convenios de crédito sigue vigente.

 

 

4. Convenios bilaterales

 

 

Título y materia

Año de firma (y ratificación)

Tratado de Reconocimiento, Paz, Amistad, Comercio, Navegación y Extradición celebrado entre la República Dominicana y su Majestad Católica

18-02-1855

Convenio para el cambio directo de paquetes postales

12-11-1921

Convenio sobre propiedad literaria, artística y científica entre España y la República Dominicana

04-11-1930

Tratado de Amistad entre República Dominicana y España

10-11-1952

Convenio de Emigración Hispano-Dominicano

11-02-1956

Convenio de Cooperación Social suscrito entre los Gobiernos de España y República Dominicana

01-05-1967

Convenio de Doble Nacionalidad entre República Dominicana y España

15-03-1968

Convenio sobre transporte aéreo entre la República Dominicana y España

15-03-1968

Convenio de Cooperación Técnica en materia de Turismo suscrito entre la República Dominicana y España

23-12-1970

Convenio Básico de Cooperación Técnica suscrito entre el Gobierno Dominicano y el Gobierno de España

02-06-1973

Convenio de Cooperación Económica entre la República Dominicana y el Estado español

02-06-1973

Tratado de Extradición y Asistencia Judicial en materia penal suscrito entre República Dominicana y el Gobierno de España

04-05-1981

Acuerdo Complementario de Cooperación en materia socio-laboral suscrito entre el Gobierno Dominicano y el Reino de España.

12-05-1986

Acuerdo Complementario General de Cooperación del Convenio Básico de Coo­peración Científica y Técnica suscrito entre el Gobierno Dominicano y el Reino de España

08-03-1988

Convenio de Cooperación Cultural y Educativa entre el Reino de España y República Dominicana

15-11-1988

Acuerdo para la protección y la promoción recíproca de inversiones

16-03-1996

Programa Global de Cooperación Financiera Hispano-Dominicano

14-11-1997

Convenio entre el Reino de España y la República Dominicana relativo a la regulación y ordenación de los flujos migratorios laborales

17-12-2001

Convenio de Asistencia Judicial en materia civil y mercantil, entre el Reino de España y la República Dominicana

15-09-2003

Convenio entre el Reino de España y la República Dominicana sobre ejecución de sentencias pe­nales

15-09-2003

Convenio de Seguridad Social entre el Reino de España y la República Dominicana

01-07-2004

Convenio para evitar la doble imposición entre el Reino de España y la República Dominicana

16-11-2011 ratificado y en vigor desde el 25 de julio 2014.

Marco de Asociación País España – RD, Cooperación para el Desarrollo, periodo 2014-2018

03-02-2014

 

 

5. Régimen de Seguridad Social y pensiones

 

El primer Sistema Dominicano de Seguridad Social se estableció con la aprobación de la Ley N.87-01, modificada luego por la Ley 188-07 y el Decreto No. 234, en los que se regulan y desarrollan los derechos y deberes recíprocos del Estado y de los ciudadanos en lo concerniente al financiamiento para la protección de los riesgos de vejez, discapacidad, cesantía por edad avanzada, sobrevivencia, enfermedad, maternidad, infancia y riesgos laborales.

 

 

El sistema (SDSS) se rige por el principio de universalidad, bajo el cual todos los dominicanos y residentes sin distinción alguna se encuentran protegidos por el SDSS. La afiliación es obligatoria con carácter universal para los empleados en relación de dependencia bajo el régimen contributivo. El empleador y el empleado contribuyen conjuntamente al pago de las cotizaciones de acuerdo a porcentajes establecidos; tanto para seguro de salud, como para seguro de vejez, discapacidad y sobre vivencia (fondos de pensiones). Las cotizaciones al seguro de Riesgos Laborales (enfermedades profesionales y accidentes de trabajo) corresponden exclusivamente al empleador. El artículo 4 de la Ley establece la libre elección del afiliado, otorgándole el derecho a seleccionar la Administradora de Fondos de Pensiones (AFP), Administradora de Servicios de Salud (ARS) y/o Prestadora de Servicios de Salud (PSS) que más le convenga.

 

 

La Ley establece regímenes distintos según la forma de pago de las contribuciones. Existe un régimen contributivo que se aplica a las empresas y se cofinancia por empleadores y trabajadores., un régimen subsidiado en el que el Estado paga por personas desempleadas o discapacitadas y otro régimen contributivo subsidiado para profesionales independientes.

 

 

La cobertura tiene tres componentes que se pagan por separado:

  1. Seguro de pensiones. Con la entrada en vigor de la Ley 188-07 la cotización total bajó al 9,97% del salario, con un límite de 20 salarios mínimos. El empleador paga el 7,10% del salario, y el trabajador el 2,87%.

  2. Seguro de Salud. El artículo 140 de la Ley 188-07 establece la contribución total del 10,13% del salario cotizable, de los que el empleador aporta el 7,09% y el trabajador el 3,04%.

  3. Seguro de Riesgos Laborales. Representa el 1,6% del salario cotizable y corre a cargo exclusivo del empleador.

 

 

La aportación total del empleador tiene dos componentes:

  1. Una cuota básica fija del 1%, de aplicación uniforme a todos los empleadores;

  2. Una cuota adicional variable de hasta 0.6%, establecida en función de la rama de actividad y del riesgo de cada empresa.

 

En ambos casos, el porcentaje se aplicará sobre el monto del salario cotizable (Véanse el Art.199 de la Ley sobre Seguridad Social)

 

 

El Sistema Dominicano de Seguridad Social (SDSS) está regulado por los siguientes organismos estatales:

  • El Consejo Nacional de Seguridad Social de República Dominicana (CNSS) es el órgano rector del Sistema.

  • La Tesorería de la Seguridad Social es la entidad responsable del recaudo, distribución y pago de los recursos financieros del SDSS y de la administración del Sistema Único de Información

  • La Superintendencia de Pensiones de la República Dominicana tiene a cargo la supervisión, control, monitoreo y autorización de las Administradoras de Fondos de Pensiones, así como velar por el cumplimiento de la ley en el área de seguros de vejez, discapacidad y sobrevivencia.

  • La Superintendencia de Salud y Riesgos Laborales de la República Dominicana es la entidad supervisora del área de seguros familiares de salud y riesgos laborales. Está encargada de autorizar el funcionamiento del Seguro Nacional de Salud y de las ARS (Administradoras de Riesgos de Salud), así como de supervisar, controlar y evaluar su funcionamiento.

     

     

    Cómo llegar desde España

     

     

    Las líneas aéreas Iberia y Air Europa atienden la ruta Santo Domingo-Madrid, con sendos vuelos diarios al Aeropuerto de las Américas. Santo Domingo cuenta con conexión aérea diaria con Nueva York, Miami, San Juan, Puerto Príncipe, Panamá, Curazao, Caracas, Frankfurt y París. Existe también una amplia variedad de vuelos chárter con La Romana, Punta Cana y Puerto Plata, que pueden comprarse de forma independiente sin necesidad de participar en los paquetes completos que incluyen estancia y manutención.

     

     

    El aeropuerto principal es el Internacional de las Américas, denominado también Aeropuerto Internacional José Francisco Peña Gómez. Está situado a 28 km. al este de Santo Domingo. Es posible consultar la llegada y salida de vuelos a través de Internet. La mejor opción para desplazarse desde el aeropuerto es el taxi, sin considerar el vehículo privado. El precio es negociable y conviene pactarlo antes de subirse al vehículo, hasta el centro de Santo Domingo no debería ser superior a 1300 pesos dominicanos (RD$).

     

     

    Información General: 809 549 0081

     

    Información sobre vuelos: 809-947-2225 /809-947-2297

     

    Información de las compañías aéreas:

     

     

    IBERIA

    Av. L de Vega 63, Santo Domingo

    Tel.(809) 227-0010

     

     

    AIR EUROPA

    Av. Roberto Pasteriza 158, Santo domingo

    Tel (809) 683-8020

     

     


    Pasaportes y visados

     

     

    Las autoridades dominicanas eximen de visado a los ciudadanos de la UE pero éstos deben adquirir una tarjeta de turista, para las estancias inferiores a 90 días. Estas tarjetas se adquieren en el aeropuerto antes de pasar el control de inmigración, y también en las Embajadas y Consulados o en la web de la DGII: http://www.dgii.gov.do/tarjetaTuristica/sobreTarjetaT/Paginas/default.aspx. El coste de la tarjeta de turista es de 10 $USA. Se aconseja tener preparados los importes exactos y directamente en billetes de dólar. También se recomienda conservar el resguardo del cambio, para luego poder descambiar el remanente sin dificultades al salir del país.

     

     

    Si la estancia es superior a 60 días (régimen de estancia), el pasaporte debe tener una vigencia mínima a seis meses; se debe contar con billete aéreo de ida y vuelta, una dirección (hotel o lugar donde se alojará), prueba de solvencia económica suficiente para cubrir sus gastos durante su estancia en la República Dominicana.

     

     

    Por otro lado, resulta muy conveniente viajar con un seguro médico que pueda cubrir un eventual accidente, incluida la repatriación. La asistencia sanitaria pública en el país es deficiente y la privada, de calidad, es muy costosa.

     

     

    Cambio de moneda

     

     

    La moneda de curso legal es el peso dominicano (RD$ o DOP en su acrónimo internacional). En junio de 2016, la paridad es de 52 pesos por euro y 45-47 respecto al dólar con un deslizamiento del 3,5% anual.

     

     

    En las zonas más turísticas de República Dominicana, como Punta Cana, es habitual el uso de dólares americanos. En la capital se usa el peso, para la mayoría de transacciones. Los billetes son de 2.000, 1.000, 500, 200, 100, 50 y 20 pesos. Las monedas tienen valores por 25, 10, 5 y 1 pesos. Los cambios se pueden hacer en hoteles, bancos y agencias de cambio de la calle. Estas últimas posiblemente ofrecerán un cambio más favorable. Se pueden cambiar con facilidad billetes de las principales monedas (euros, dólares estadounidenses, etc.), pero se recomienda viajar con dólares americanos. En muchos bancos y agencias oficiales de cambio pueden encontrarse dificultades para cambiar billetes de 500 euros.

     

     

    Las tarjetas de crédito extranjeras son objeto de fraude con relativa frecuencia. No hay restricciones en cuanto a la introducción de divisas. En viajes personales está permitido portar hasta un máximo de 10.000$ por persona y viaje, o su equivalente en otras monedas. Se pueden tener cuentas en divisas en bancos comerciales para transacciones con el exterior y no hay problema de transferibilidad. Los ciudadanos dominicanos pueden mantener libremente cuentas en el extranjero.

     

     

     

    Origen de los datos Ministerio de Exteriores y de Cooperación de España

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entrada destacada

Solicitud de informes de arraigo, inserción social y habitabilidad en Madrid

Solicitud de informes de arraigo, inserción social y habitabilidad en Madrid Cambio de Sede en Madrid para solicitar informe...

Entradas populares

Follow by Email